13 de marzo de 2015

Un poco de abril, algo de mayo, todo septiembre.

Sinceramente es el primer libro de Jordi Sierra i Fabra que leo y me ha gustado bastante, aunque si ahora queréis haceros con un ejemplar tendéis que buscarlo como "por un puñado de besos", vamos que lo han cambiado para que se llamara igual que la película.


Es una historia de amor en la que una chica, Olga, contagiada de sida decide poner un anuncio en un periódico para encontrar a alguien como ella con el que compartir ese amor que tanto parece importarle y con el que compartir el tiempo que les quede, ya sea mucho o poco. A ese anuncio responde Jaime, un chico que aparentemente también es seropositivo pero que esconde un secreto que se puede llevar por delante el corazón de la chica, su historia, y la esperanza vertida sobre ese anuncio publicado.

Ya desde el principio se ve que es una historia atípica cuando en la primera cita, lo primero que hacen es enseñarse sus respectivos certificados médicos.
Hace un rato una amiga me preguntó qué era lo que más me había gustado del libro, y no ha sido ni la historia, ni ningún momento específico, sino el personaje de Jaime. Al principio él mismo se define como un cabrón al que no le importa nada con tal de lograr el éxito de su trabajo, y oculta algo no lo olvidéis, pero tiene ese extra que sólo tienen algunos personajes de los libros que te llegan más que la historia en sí. Y eso que es preciosa, un canto a las ganas de vivir y a aprovechar el tiempo, vivir el presente y no dejar escapar las oportunidades que nos da la vida. Un libro precioso y entretenido ya se llame "un poco de abril, algo de mayo, todo septiembre" o "por un puñado de besos".

Y recordad, cualquier mes puede ser septiembre ;)





  • Stumble This
  • Fav This With Technorati
  • Add To Del.icio.us
  • Digg This
  • Add To Facebook
  • Add To Yahoo

1 comentarios:

B€!t@ dijo...

A mi es que me encanta todo :) me alegro muchísimo que te haya gustado =)

Publicar un comentario